Noticias | - 8:20 am


Cuando era tan solo un niño tuvo que sufrir la pérdida de su padre2 min read

Sentía el gran vacío que le provocaba no tener un papá

Cuando era tan solo un niño tuvo que sufrir la pérdida de su padre2 min read

Cuando José Paredes era tan solo un niño tuvo que sufrir la fuerte herida que le causó la muerte de su padre, este dolor lo convirtió en un niño muy triste. Se sentía muy confundido al ver a otros niños poder disfrutar del cariño de sus padres, a cada actividad a la que asistía sentía ese gran vacío que le provocaba el hecho de no tener papá.

José Paredes era un niño que prefería estar apartado de los demás debido a ese dolor que vivía en él y que aún lo lograba superar. El tiempo pasó, José creció y al llegar a la adolescencia se convirtió en un muchacho rebelde que ahogaba sus dolores en alcohol.

A la temprana edad de 13 años ya había sucumbido ante el consumo de cigarrillos y bebidas alcohólicas, sus excesos no tenían límites y en una necesidad de seguir explorando y destruyéndose así mismo intento con drogas, al principio suaves, luego tocó fondo y empezó a consumir estupefacientes más fuertes.

Tras el impacto negativo que tenía que sufrir en su vida personal como en su salud debido a los vicios, empezó a ser visto de mala manera por sus familiares, este rechazo lo llevó a reflexionar sobre el rumbo que estaba tomando su vida. Pensó que había llegado al límite y que era hora de resurgir de entre lo más profundo de su decadencia, así que aceptó la invitación de quien fuera su pareja en ese momento para asistir a la Iglesia Universal.

Una vez logró dejar entrar al Espíritu Santo a su corazón pudo encontrar esa ayuda que tanto necesitaba para dejar esa vida llena de vicios a la cual se encontraba aferrado. Junto a Dios ha logrado una vida llena de certezas, dejando de sufrir y despojando aquella tristeza que alguna vez lo arropó, hoy día solo le queda disfrutar de una vida llena de paz.

Testimonio José Paredes.

¿Usted no logra ser saludable? ¿Usted ha sido internado en hospital? ¿Usted sufre con depresión, nerviosismo, insomnio, migrañas, desmayos, es dominado por el miedo, no logra ser saludable, sufre con una enfermedad cuyo diagnóstico no es identificado? No falte este domingo, donde será realizada una oración de fe para el libramiento de todo mal en su vida. Acompáñenos este viernes en el 703 S Broadway, en la esquina de la calle 7 en Los Ángeles, California, o en el 625 S Bonnie Brae, Los Ángeles, CA y en la Universal más cercana a usted.

Lea también: Un terrible abuso la condujo a la depresión.

Síganos en Instagram: @iglesiauniversalusa


report error